Hablemos de porno

No sé qué le pasa al fandom que anda tan idiotizado. Se esperaría que cualquiera que se atreviera a publicar algo que ha escrito por su cuenta supiera lo que hace, pero a veces parece exactamente lo contrario.

Las tramas son ridículas, mediocres o sonsas. Están mal escritas, pésimamente escritas o tratan de imitar a Perla Shumajer. No saben cómo actuaría en Y en X situación, así que se sacan la expresión que más les agrade y la ponen ahí. O ni siquiera ponen expresiones. Un “^^” lo resuelve todo.

Pero ya es absurdo que no tengan la menor idea de cómo escribir sexo. No me quejo por la edad, el género o que hagan una orgía, pero háganla bien. Si son un una tanda de vírgenes no me lo hagan saber, no me interesa. Disimulen demostrando que saben cómo es, al menos. 

Toda escritura tiene su dificultad. Escribir un cuento no es cosa de levantar un lápiz y ya, no. Tienes que tener vocabulario, idea de cómo escribir. Una idea sobre lo que vas a escribir también ayuda.

En un PWP puedes olvidarte de esto en una gran parte. Pon que dos sujetos (o chicas, si gustas) tienen sexo. Sabes que acabado esto, puedes irte tranquilo, ya has cumplido tu misión del día. Bien. Pero ahí no acaba la cosa. Hay que estar seguros de que lo hiciste correctamente, o sino, bueno, ¿cómo esperas ser disfrutado si sólo un tercio de la población fandomera te entiende?

Llevo cuatro años en el fandom y mucho más siendo fanática del yaoi. Desde que he descubierto el primero, más me enamoré del segundo. Este artículo reúne todas las cosas que he tenido que aprender a lo largo de este tiempo o son tan obvias que me asombra tener que mencionarlas.

1_ ¿Qué quieres escribir?

Decídelo desde ahora. ¿Qué pretendes? ¿Una simple escena de sexo entre Sasuke y Naruto, entre Hinata y Sakura, entre Kakashi y toda la aldea? ¿O una escena donde Sasuke y Naruto se demuestren lo mucho que se aman con una buena revolcada entre los arbustos? Porque resulta que existen quienes confunden ambas cosas y el resultado, como es de esperar, es deplorable. Los “te amo”, “no puedo vivir sin tí” guárdalos para una historia más compleja, una donde adquieran el valor que esas palabras merecen (más viniendo de alguien como Sasuke). Aquí quieres sexo, ¿no? Entonces haz eso. No hay nada malo con ser un poco tierno, con los besos o caricias previas (de hecho, pueden ser muy buenos), pero concentrarte en un sentimiento ajeno, uno sólo, es desviar la atención del lector hacia lo que querías: sexo -de otro modo, no me estarías leyendo-.

Y aunque sólo buscamos hacer una escena, el contexto debe ser coherente. Haz que el lector crea en el motivo por el que tienen sexo. Di que fueron encantados, que bebieron demasiado o simplemente estaban calientes. No me importa el motivo; lo importante es hacerlo creíble. Se cortante con tu lógica y no le dejes a nadie la opción de replicarte  el desarrollo de los sucesos. Di todo lo que haya que decir en el fic, ni más ni menos. Esto es porque se da el caso en que, después de leer, el lector se queda preguntando el cómo pasó en lugar de pensar “vaya, qué buena historia acabo de leer”. Sería preferible lo segundo.

2_Los prejuicios en la puerta

El sexo no tiene que ser una experiencia que cambie las vidas de las personas -cuando es consentido, se entiende-. El sexo lo hacen los monos en las jaulas a la vista de familias con niños y hasta un sordo entendería que no la pasan mal. Un par de amantes pueden actuar igual. Es tan cotidiano como comer. También es normal volverlo un juego. Y recuerda, lo que escribas es una fantasía o una idea, pero no tiene que reflejar tu personalidad, psiquis o traumas infantiles. Al lector que suponga esto táchalo de entrometido. Es tu historia, no suya. Tú sabes lo que querías hacer con ella. Guarda el secreto.

Para condimentar el sexo hay muchos elementos, no sólo la típica posición del misionero. Existe el sadomasoquismo, las violaciones simuladas, los tríos, las orgías, el intercambio de pareja, las relaciones bisexuales,  el fetichismo, los juguetes y trajes sexuales que quieras. Quieres escribir sobre placer, pues bien, todo esto te sirve. Sé original siempre que puedas. No te encierres sólo en el “un dedo, dos dedos, penetración y orgasmo”. Unas mordiditas, nalgadas, palabras malas… usa la imaginación. No le tengas miedo a experimentar.

Y esto nos lleva al siguiente punto.

3_ Infórmate

Esto es el tipo de cosas que me sorprende tener que mencionar. No te metes en una piscina si no sabes nadar, a menos que seas suicida o te guste avergonzarte frente a niños que seguramente la usaron de inodoro. No escribes acerca de un perro sin tener idea que ellos identifican las cosas con el olfato. No me digas que escribiste de violación simplemente imaginando cómo sería la cosa porque voy y te msteo a gusto.

La imaginación es buena. Te puede servir para saber cómo actuaría “x” en tal situación, aunque jamás lo hayas visto en una parecida. Gracias a ellas tienes una idea y ganas de escribirla. Pero con imaginación no te salvas de leer a otras personas practicando bondage o desarrollando una violación. ¿Al menos sabes cómo son los órganos sexuales de la mujer y el hombre? ¿Qué es el escroto, el glande, el períneo y el clítoris? ¿Sabes que la mujer suele tardar más que el hombre en calentarse y acabar? ¿Sabes a qué me refiero cuando digo “correrse”? ¿Que el trasero humano no necesita preparación cada vez, sino que se va flexionando experiencia tras experiencia? No tenías ni idea. Entonces deja de verme a mí y ve ahora a repasar las lecciones de anatomía. Lee hasta que se te caigan los ojos cómo personas más experimentadas hablan del tema. Investiga todo lo que necesites, no hay apuro. Los lectores ávidos de porno seguirán estando ahí. Nadie quiere a un ignorante detrás de la pantalla.

4_ Lee, lee, ¡lee!

No sólo porno, aclaro. Lee todo lo que puedas sobre todo lo que quieras e incluso cosas que no querías. ¿Notas cómo a veces parecen que las frases tienen cierta tonalidad y casi imaginas la letra que le sigue? ¿Ves que la forma en que un autor dice que llovió no  es la misma que uso tal autora? Es porque cada uno tiene su estilo de escritura. A algunos les sale natural como respirar, así de arraigado lo tienen. Otros deben esforzarse por sacarlo a luz y aun después tienen que pulirlo. No sé de cuál especie seas pero la lectura jamás puede ser despreciada. Puede que luego de un tiempo te percates que escribes parecido a otro sujeto, más si estás muy apegado a su narración. Está bien porque forma parte del proceso de descubrir tu propio estilo. Tal vez mil historias han sido repetidas a través del tiempo pero no las llamarías plagios porque han sido contadas de mil maneras distintas. Lo único que te va a diferenciar a ti de los cientos que ya escribieron sexo es cómo lo relates.

5_Aprende a escribir

No, no es tan obvio como parece, del mismo modo que no es tan fácil. Ya lo sabrás si pasaste la primaria. Existen reglas gramaticales, de ortografía y de redacción. No te dejes llevar por la estupidez de que el sentimiento que pongas es lo único que importa. El público no sentirá nada si para empezar no entiende tu resumen.

Claro que tendrás uno o más lectores que te feliciten a pesar de que escribas “ke” en lugar de “que”. Internet está llena de gente así de mediocre y conformista. Que no se metan en tu teclado.  Muchos, incluida yo, se quejan de una mala escritura. Pero nadie, ni siquiera un mediocre, se puede quejar de una buena. Ahórrate los pleitos con quisquillosos de mi calibre y usa un beta o un programa para corregir errores. Digamos la verdad, no te cuesta nada. Pongo esto al final precisamente porque es lo más importante y para señalar que aunque tengas una buena idea, sabiduría y originalidad, es preferible que sean demostradas tus habilidades correctamente. Haz justicia por tus ideas expresándolas bien.

Es todo. En realidad no hay más que decir si entendiste los cinco puntos. No digo nada sobre considerar insano o inmoral tener sexo dentro o fuera del matrimonio porque estoy asumiendo que eres un escritor y quieres escribir de este tema. El resto me da igual y debería dártelo a tí también. Tienes todo un universo por descubrir frente a tus ojos. Diviértete. El único temor que debería afectarte es cuándo ya no tendrás nada que escribir.

Anuncios

3 pensamientos en “Hablemos de porno

  1. Melli, ME ENCANTÓ tu artículo. Simplemente, GENIAL.

    Bien fundamentado, bien argumentado, cero falacias y bien contundente. Es todo lo que necesita este pelotón de ignorantes, escritores con el culo (y zonas aledañas) para aprender a escribir historias decentes y el tipo de porno que sea.

    Le doy un 5 stars al artículo.

    Me gusta

  2. De hecho, como todos los buenos articulos de este tipo en realidad es un monton de cosas con logica de las que muchos ni siquiera se percatan xD de todos modos, se agradece el recordar esas cosas que rapidamente se obvian. Es buen articulo, como ha dicho Selene18 esta bien argumentado, bien llevado, y expresado con la claridad y contundencia ideales.

    Me gusta

  3. La verdad, me encantó. Lo encontré bastante útil para las personas que quieren aprender a escribir un lemon y no, barrabasadas que uno se encuentra a veces en Amor Yaoi, Ff.net y otras páginas derivadas. Y por supuesto, tendré esas pautas muy en cuenta.

    Un abrazo y muchas gracias 😀

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s