Miel y metal. Cap 1

Fandom: Glee.

Resumen: A su pesar Rachel debe reconocer que los dramas que trae la vida no siempre están acompañados de buena música.

Género: romance, hetero, yaoi, yuri.


Capítulo 1: Boring

“Si dejo que me atrapes es que creo que eres muy mono y si no lo haces correctamente, me pondré muy muy molesta”

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

Esto apesta.

Finn dice:

Lo sé. Aquí la mudanza ni siquiera ha terminado y ya llevamos una semana en ella.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

No me refiero a eso.

Finn dice:

Lo sé.

Finn dice:

Te extraño.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

Eso dices ahora pero cuando empiecen las clases conocerás a un montón de chicas y te olvidarás de mí.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

Está bien. Me preparé mentalmente para ello desde el momento en que hablaste del ascenso y la posible transferencia de tu madre. De todos modos era absurdo creer que duraríamos toda la vida.

Finn dice:

No creo que me guste verte hablando así.

Finn dice:

Lo más seguro es que esté muy ocupado entrando en el equipo de fútbol, acostumbrándome a todo y estudiando para fijarme en esas cosas.

Finn dice:

Y tus constantes correos hablándome sobre cómo te fue en el día tampoco me dejarán olvidarte fácilmente.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

¿No crees que es importante mantener el contacto mientras podamos?

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

Una vez inicien las clases deberé llevar yo sola las riendas del Club Glee. Me ha acostumbrado a pensar que soy la única que puede organizar correctamente los ensayos.

Finn dice:

Entonces tú serás la que no tenga tiempo.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

No seas ridículo. Me las arreglaré de alguna manera. Esa es la ventaja de saber cómo distribuir el tiempo.

Finn dice:

Supongo que no hay manera de que no lo hagas, ¿verdad?

Un momento de silencio en el que no supo cómo seguir. Por lo general chateaba con personas que conocía en grupos de Internet sobre músicos a los que respetaba, y a partir de ese interés en común era sencillo sacar un tema de conversación. Pero Finn se había ido antes de que pudiera enseñarle todo lo que era digno de escucharse y fuera de algunos musicales, la verdad -la cruda, dolorosa verdad- no tenían muchas cosas de las que hablar. Esas lagunas solían cubrirlas con abrazos, gestos de cariño o besuqueos que duraban toda la noche pero ¿qué hacer ante un frío teclado? El ser una vez más consciente de la falta de contacto real la dejó triste y pensativa por un momento, que alargó adrede, en espera de que Finn reaccionara a su ausencia de mensajes. A veces lo hacía incluso sin motivo únicamente para que él la llamara. Era una forma de probarlo. Si no le interesaba el que se quedara muda, si no le hablaba de nada y dejaba que se quedara simplemente ahí viendo la pantalla, Rachel habría visto comprobada su suposición de que ella ya no le importaba.

Finn dice:

¿Rachel?

Sintió que lo quería. Y le dolió.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

Te extraño.

Finn dice:

Yo también.

Se enjugó una lágrima del rostro. Una solitario y delgada que fue significativa para ella, una demostración de cuán injusto era esa separación forzada e indeseada. Una llama así podría haberla inspirado para interpretar una de sus piezas favoritas acompañada de la banda escolar pero ahora sólo le engendraba el intenso deseo de hacer un berrinche en protesta. Debía haber una canción que hablara de eso -desear enojarse y saberlo inútil- pero no se le venía ahora ninguna a la mente y aun si no fuera así, no habría tenido ánimos de interpretarla.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

¿Cómo fue tu día?

Finn dice:

Agotador. Luego de sacar la mayoría de las cosas de sus cajas nos pasamos como más de tres horas buscándoles el lugar.

Finn dice:

Mamá me enseñó dónde será mi nueva escuela. Está cerca de su trabajo, lo que es conveniente en caso de que surja una emergencia.

Finn dice:

Es más pequeña que McKinley pero el campo es más grande. También había una para que las chicas jugaran hockey.

Finn dice:

Mamá no deja de quejarse porque no encuentra su masajeador de pies.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

¿Cómo está llevando su ruptura con el señor Hummel?

Finn dice:

Bien, creo. No lo sé.

Finn dice:

Ha estado moviéndose de un lado para el otro desde que llegamos y cuando se frustra, que es practicamente por cualquier cosa, grita mucho.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

Estoy segura de que eso pronto se le pasará. Sólo necesita ajustarse a la nueva situación.

Rachel no lo creía así, y en verdad mucho no le importaba, pero deseaba tranquilizar a su novio de alguna forma. A pesar de la “inmensa pena que la embargaba”, debía aceptar que no era la única sufriendo por los cambios en su vida.

Finn dice:

Sí, eso creo.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

¿Y tú? ¿Ya te ajustaste?

Finn dice:

Lo dudo…

Finn dice:

Oye, Rachel, debería irme. Es muy tarde por aquí y mamá ya vino a gritarme dos veces.

El reloj en forma de flor estaba al lado de la computadora. La certeza atroz de cuánto estaban cambiando sus mundo se confirmó: para ella era relativamente temprano. Primero los usos horarios, se dijo, y muy pronto ya no habrá nada que nos una. De pronto anotó mentalmente enviarle un horario a Finn tomando en cuenta esa diferencia.

Finn dice:

¿Rachel? ¿Estoy conectado?

“Qué pregunta tonta” se dijo Rachel pero sonrió.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

Lo estás. Disculpa, estaba distraída.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

Ve a descansar. Que tengas buenas noches.

Finn dice:

Tú también. Hablaremos pronto, ¿te parece?

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

Sí, mañana. Te enviaré un correo para indicarte las horas en que estaré disponible.

Finn dice:

No sé por qué no lo vi venir.

Rachel no entendió a qué se refería eso.

Finn dice:

Estaré esperando.

..::(L) Rachel Berry (L)::.. Superstar dice:

Seguro que sí. Descansa.

Finn dice:

Tú también. Adiós.

Empezó a teclear que ahí donde estaba aún no era hora de dormir pero antes de alcanzar a presionar enter oyó un sonido como de pitido y vio que el estado de Finn era desconectado. Ella también cerró su correo y apagó la máquina.

El calendario con fotos de pandas y cachorros caninos sobre su escritorio estaba inmaculado, a excepción del cuadro que señalaba el día siguiente, que, como las letras rojas dentro de una dibujada flor rosa indicaban, correspondía al primer día de clases del nuevo Año. Por supuesto, ya tenía su vestimenta preparada, los zapatos limpios y la alarma del reloj lista. Un sonrisa se coló por su rostro, pensando en cuán bien recibida sería en la escuela. Sin duda, haber ganado el concurso de coro el año pasado subiría de nivel al Club Glee y por fin su indiscutible talento sería reconocido por sus regresos. Casi no podía esperar. Caminar por los pasillos y saludar a la gente, verla sonriente y suplicándoles con la mirada compartir sus dotes con ellos aunque en realidad no lo merecieran.

Con tan alegres ensoñaciones, Rachel se olvidó de la pesadumbre por la falta de Finn y durmió pacíficamente.

…………….

La canción Boring es de Pink y la frase bajo el capítulo es un fragmento traducido de la misma. Habrá otras canciones a lo largo del fic.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s